A medida que las redes ópticas se vuelven cada vez más flexibles y basadas en software, los operadores de red necesitan repensar el actual modo de operación para la planificación y el despliegue. Los módems coherentes flexibles y la fotónica programable son herramientas esenciales para extraer el máximo valor de una inversión en redes determinada. La posibilidad de utilizar las técnicas Liquid Spectrum puede transformar el margen de red en capacidad que puede emplearse para la optimización de redes, ofertas de nuevos servicios o mayor disponibilidad.